sábado, abril 30, 2011

ROBERTO ARLT: "LA COMEDIA PARLAMENTARIA"

...Ustedes saben mejor que yo que para ser diputado hay que haber tenido una carrera de mentiras, comenzando como vago de comité, transando y haciendo vida común con perdularios de todas las calañas, en fin, una vida al margen del código y de la verdad. (...) En nuestra cámara de diputados y senadores, hay sujetos acusados de usura y homicidio, bandidos vendidos a empresas extranjeras, individuos de una ignorancia tan crasa, que el parlamentarismo resulta aquí la comedia más grotesca que haya podido envilecer a un país. (...) NO EXAGERO CUANDO DIGO QUE LA LUCHA DE LOS PARTIDOS POLÍTICOS EN NUESTRA PATRIA, NO ES NADA MÁS QUE UNA RIÑA ENTRE COMERCIANTES QUE QUIEREN VENDER EL PAÍS AL MEJOR PRECIO...

Roberto Arlt.


CAMPAÑA PERÚ, VOTO VICIADO - VOTO DIGNO

viernes, abril 29, 2011

PEQUEÑA HISTORIA SOBRE LA MUERTE DE UN DINOSAURIO

"...Por eso digo: No más calidad en la educación, al carajo la calidad en la educación, necesitamos OTRA educación, completamente distinta. (...) El sistema educativo es un dinosaurio, los dinosaurios emplearon siglo y medio en morirse, este dinosaurio (El sistema educativo), lleva casi un siglo muriéndose y posiblemente le quede medio más, pero se está muriendo. O sea, tratar de mejorar la vida del dinosaurio es SUICICDA para nuestros países..."

Jesús Martín Barbero.


CAMPAÑA PERÚ, VOTO VICIADO - VOTO DIGNO

lunes, abril 25, 2011

TRISTÁN D`MAR: PÁGINA DE DIARIO

ABRIL 18

Hay días en los que todo es cuestionable comenzando por uno mismo. Esto de mantenerse en el plano de las ideas y los sueños siempre termina resultando peligroso, sobretodo cuando te surgen preguntas tales como ¿Qué estoy haciendo con mi vida? ¿A qué estoy jugando ahora? Hablo de jugar por que recuerdo mucho cuando niño, aquellos días en que uno mismo prepara todo un ambiente para jugar a ser algo, por ejemplo, si juegas a que eres médico, tomas cosas de la cocina y las ordenas de tal forma que tu habitación, o el espacio elegido para el juego, de la impresión de ser realmente un consultorio médico, y así es, el niño se siente un médico por todo un día, con pacientes, recetas, auscultaciones a muñecas, y, si el lugar es el consultorio, su imaginación puede llevarlo a hacer de la casa un verdadero hospital para él. Así con mi vida. En días como estos pienso que lo que hago es jugar a ser escritor, ahora me pregunto ¿Y por qué no hacer de todo esto un juego? El problema viene cuando la realidad aparece despiadada para decirte que lo real es que eres un hombre de más de treinta años que trabaja por las noches en un bar en un país que no es el tuyo –aunque pueda ser, con todas sus diferencias, una representación en pequeño del mío- ganando menos de siete dólares la noche, alguien a quien sólo el hambre lo mueve a hacer las cosas que debería hacer, una persona que puede ver como posibilidades reales los proyectos más absurdos e irrealizables. Es peligroso esto de andar siempre en las nubes. Pero ¡me he pasado casi toda mi vida así!, tanto que ya me resulta imposible retroceder. No sé muy bien lo que hago, es cierto, menos sé lo que haré, lo único que me queda claro es qué cosas no haría ya a estas alturas de mi vida, cosas como trabajar en lo mismo por mucho tiempo, casarme, tener hijos, adquirir bienes. Esto es el “limbo perpetuo”. Entonces pienso mucho en el trabajo como única forma de redención. Pero cómo poder dedicarme al trabajo para vivir si tengo que dedicarme al trabajo para comer. ¿El equilibrio? Tal vez, si me empeño más en materializar las ideas, en hacer que desciendan lentamente hasta tocar el suelo –pienso que las ideas pueden llegar a ser tan reales que podrían incluso vencer la ley de la gravedad- me sentiría mucho mejor que ahora, mucho menos tonto que en este mismo instante. Necesito renovarme, tomar un nuevo impulso, está claro que no puedo seguir así. Pero cómo se puede llegar a ser tan fluctuante, vivir siempre en los extremos, un día con pasión y confianza desmedida en lo que se hace, y el otro totalmente desanimado, con un desánimo que te lleva a la cama toda una tarde, y encima, como el colmo de las contradicciones, reniego del mal uso de mi tiempo libre. Estoy desesperado, molesto conmigo, me auto apaleo, llego a pensar incluso que en verdad escribir no es mi verdadero oficio, aún sabiendo, o intuyendo, que luego de esto no me queda nada, es decir, si escribir no es realmente lo mío, podría, sin temor a equivocarme, decir que soy un bueno para nada. Reniego contra mí por que creo que me estoy engañando, por que así lo siento ahora. Me culpo directamente de lo que me sucede. Me doy pena, pobre ser que intentó evadir las responsabilidades del mundo por un sueño pensando que podría ser real, y luego despierta y ve frente a él lo inútil de todo lo que hace y piensa, de lo que escribe, de su vida misma. No quiero decir ni hacer nada que me anime, no lo siento así, no quiero engañarme más, me siento mal, desmoralizado, siento que los día pasan y pesan sobre mí y lo que hago, que todo es inútil, que estoy perdido, realmente perdido en un laberinto que yo mismo he creado y del cual no puedo salir sino destruyéndolo, pero tengo miedo de hacerlo por que no quiero quedarme en la nada absoluta, en el vacío total. He perdido la confianza en mis ideas, capacidades y sentimientos por que siento que en todo este tiempo no me han conducido a nada bueno, no me han conducido a nada, y esto no me lo invento, esto lo palpo, lo compruebo, lo vivo todos los días de esta vida. No sé qué es lo que necesito, en verdad tampoco es que esté en la miseria, tengo un techo para dormir y, por lo menos ahora, el estómago lleno. Es como el niño, he decorado mi vida como para jugar al escritor, cada que entro a mi habitación siento que es el lugar de un escritor, con libros, un escritorio, papeles por todos lados con anotaciones, mi libreta de notas, periódicos y revistas, sí, entro y observo el cuarto y pienso, pucha aquí vive un escritor, pero luego me pregunto ¿Quién será el escritor que vive aquí?, entonces el juego termina por que no me siento parte del lugar que habito ni de las cosas que hay en él, yo no estoy en este juego que he creado para mi. ¿Qué es entonces todo esto? Y la verdad es que me da flojera reflexionar sobre el asunto por que es algo que siento inútil. La verdad es que no tengo profesión y por eso trabajo en un bar, tampoco creo ser escritor por que simplemente no he tenido el valor de escribir seriamente aún teniendo lo necesario para hacerlo, tampoco soy educador –aunque alguna vez haya trabajado en eso-.por que las dos veces que lo hice tuve que dejar el trabajo, creo haber fracasado en todo lo que me he propuesto, (no quiero comenzar a enumerar las cosas que me he propuesto en los últimos años por que me sentiría mucho peor que ahora, aunque sólo pensándolas ya me siento bastante peor) más bien en las cosas esas que se hacen por que se tienen que hacer creo haber sido bueno, he sido un buen grifero cuando trabajé en eso en Lima, he sido bueno en el trabajo de vigilante, ahora creo ser un buen camarero en ese bar, -digo esto por que en ninguno de esos trabajos he recibido queja alguna de lo hecho- resultado, no soy lo que creo ser sino lo que soy, y soy lo que hago, y lo que hago es ser camarero en un bar y lo hago bien. ¿Punto final de la reflexión? Tal vez tendría que agregar que nada sirve para nada, que en este mundo todo es inútil comenzando por los sueños, que sólo las órdenes y obligaciones son reales, que todo aquello que se hace por que se tiene que hacer garantiza una vida sin penurias ni angustias. ¡Maldito orden de mierda! ¿Es realmente imposible vivir alejado de ti? El equilibrio es una farsa, algo irrealizable, una utopía, un sueño más. Lo mismo esa autodisciplina que jamás he podido lograr. Ayer pensaba que el problema era esa pasión desmedida que ponía a las cosas que deseaba, pero no, ahora sé que el verdadero problema son las cosas que deseo. ¡Siempre he deseado imposibles! Hasta este momento, en que no deseo nada, no busco nada, me he dado cuenta de mi propio engaño y creo que es demasiado tarde para revertir el daño que esto me ha producido. ¡Todo es mentira! Comenzando por esas pocas cosas que consideraba verdad. Y ahora me veo solo, en medio de este mi propio teatro sin público, cabizbajo, con este mal guión entre mis manos, este guión que jamás he podido representar bien. Quisiera poder decirme que mañana será otro día, pero ya son tantos los días que me digo eso observando que todo sigue igual, todos los día son iguales, todas las gentes a mi alrededor hacen siempre lo mismo y son felices, o por lo menos parecen serlo, se divierten, bailan, ríen, comen, no tienen carencias, y yo me siento tan lejos de eso, tan irremediablemente lejos -aunque a veces quisiera acercarme a algo similar a lo que ellos viven-, encerrado en una jaula de sueños de la cual ya me es imposible salir, sueños a los cuales ya me siento cansado de enfrentar por que siempre terminan venciéndome, y a pesar de ello vuelven a levantarme para volver a golpearme, así ¿hasta el infinito?, que bueno saber que el infinito no existe, pero ¿Cuándo acabará todo esto? Soy demasiado cobarde como para acabar con mi vida. Creo estar condenado a esto pero me cuesta mucho asumirlo de forma real. Ahora mismo no quiero hacer nada, sólo dejar salir este malestar, esta pena, en forma de llanto, aquí, en la habitación de un escritor que no existe y que alguna vez pensé que era yo, sintiéndome otra vez derrotado por mis propios molinos de viento, sintiendo pena de mi y de lo que tengo en la cabeza y el alma, avergonzado de mi vida, sin saber qué hacer, pensando seriamente que lo mejor siempre será no hacer nada, o dejarme hacer por las cosas, eufemismo barato además de idiota. No sé, no sé nada, no me reconozco, creo que nunca he existido.


martes, abril 12, 2011

CARTA ABIERTA, CAMPAÑA PERÚ, VOTO VICIADO - VOTO DIGNO



Comenzamos por reafirmar nuestra posición a favor del voto viciado como lo que ha sido para nosotras/os desde un principio: la única opción enmarcada dentro del sistema democrático para poner fin a tantos años de falsas esperanzas en que sólo un pequeño grupo de personas han sido y, de continuar esto, seguirán siendo las grandes beneficiadas.


El estado es como la escuela, no está estructurado para el ejercicio de la libertad real. Dejamos en claro que no estamos en contra ni a favor de candidato alguno, no es punto de esta campaña evaluar las propuestas de los candidatos, pues, para que estas, por más nobles que puedan ser en el papel, tengan que ponerse en práctica, encontrarán en el estado y en las formas de organización política existentes, el principal obstáculo para su propia realización, y eso lo saben perfectamente los líderes políticos, pero claro, ellos jamás lo dirán ni lo aceptarán, por que ello iría directamente en contra de sus intereses de poder.


Conocemos bien la historia de nuestro país en los último treinta años por que la hemos vivido, y es precisamente esa vivencia y una mirada crítica de aquellos años, lo que ahora nos coloca en esta posición inquebrantable: la de optar por el voto viciado.


Estamos seguros que la polarización del contexto en el que ahora nos encontramos es perfectamente rebatible a través de una muestra masiva de rechazo canalizada por el voto viciado de una amplia mayoría. Rechazamos a los candidatos, a todos por igual, por eso consideramos que en este contexto no tenemos nada que analizar, que la opción que defendemos es precisamente contra el contexto, es contra las reglas de juego que de tan obsoletas nos llevan a situaciones como las que ahora vivimos.


Nuestra opción es la del niño que no atiende la clase e irrita a los profesores con sus fantasías, nuestra opción es la de aquella niña que aún puede soñar en medio de los gritos de sus padres que la obligan a actuar como la sociedad manda. ¿Es esta una irresponsabilidad?, sí, claro, pero vista desde los ojos de los celadores, de los defensores del orden y la razón impuesta, de aquellos cuya imaginación limitada por la opresión de lo que Althusser llamaba “los aparatos ideológicos del estado”, les impide apartarse del árbol para disfrutar del bosque.


Sí, apuntamos hacia la nada por que es la única manera de construir juntos un todo realmente diferente. Echar abajo las viejas estructuras. Destruir para construir. Consignas que para nosotros cobran mayor valor con el devenir de los tiempos. No nos consideramos en ninguna lid, para nosotros esta no es una contienda, no estamos en competencia, no queremos sacar las mejores notas en la escuela, queremos acabar con ella, por que sólo así podremos pensar y construir una escuela diferente, una escuela que se acomode a nuestras necesidades e inquietudes y no tengamos que ser nosotros quienes debamos acomodarnos a ella. La escuela es, desde nuestro punto de vista, una representación en pequeño de lo que es el estado.


Desde siempre nos han enseñado a vivir con parámetros impuestos, por eso nos causa tanto temor la idea de derribarlos, de acabar con ellos, por eso preguntas como ¿Y después qué? ¿Cómo se hace esto? ¿Dónde están las bases? Ahogados en un mar de miedos que durante décadas han sido impuestos de forma inadvertida dentro de nosotros, tememos a lo desconocido, dependemos siempre de una estructura en cuya formación no hemos participado y aceptamos mansamente. ¿Cómo podemos hablar de espíritu crítico hacia un andamiaje que no hemos elegido y que pesa tan fuerte sobre nosotros? Pretendemos plantear una mirada crítica sobre las cosas que hacemos por y para nosotros, la crítica ejercida sobre el sistema impuesto por las minorías dominantes es la del hombre que corre sobre una circunferencia por que así le dijeron que tenía que ser, y sólo se limita a cuestionar sus formas de trote más no a correr por rumbos que él elija.


Sabemos que en el panorama actual son muchas las voces que luego de ver la derrota de sus candidatos, se han plegado acomodaticiamente a la opción del voto viciado y eso es algo que en realidad no nos preocupa. Ya hemos dicho que nuestra propuesta no va en contra ni a favor de candidato alguno, es claro y visible el símbolo que llevan las velas de nuestra barca, por eso nos importa poco el mar sobre el cual naveguemos por que, sea cual fuere, nuestro mensaje será siempre el mismo, y la tripulación tendrá plena conciencia del por qué hacemos las cosas. Esa es para nosotros la garantía por la cual nuestro mensaje ha de diferenciarse de las acomodadas voces que hablan ahora del voto viciado para favorecer a sus candidatos en un supuesto nuevo contexto que será el mismo de ahora, el mismo de siempre.


Es imposible refundar el estado sin haber acabado antes con él, no puede nacer lo nuevo de lo viejo. Durante décadas hemos vivido esperanzados en la falacia de las reformas. Para nosotros no hay posibilidad de reformas, creemos en formas nuevas que nacerán de la indignación y el repudio por lo ahora existente. Por eso no hablamos ni hablaremos de los candidatos, ni de su pasado o presente, o de sus formas de campaña, o de sus partidos, o de las personas que acompañan sus planchas presidenciales, por que eso para nosotros es formar parte de lo que rechazamos de forma contundente: el modo de organización política en el que los beneficios son siempre para unos pocos.


El voto es la manifestación más elevada del pensamiento de un pueblo y se encuentra por encima de las leyes, las mismas que son elaboradas por quienes se benefician de este sistema. Decimos esto por que la constitución política en su artículo 184, sobre la nulidad del proceso electoral, no contempla la posibilidad del voto viciado, dice expresamente: El Jurado Nacional de Elecciones declara la nulidad de un proceso electoral, de un referéndum o de otro tipo de consulta popular cuando los votos nulos o en blanco, sumados o separadamente, superan los dos tercios del número de votos emitidos. Claro, saben que en principio los votos nulos no serán nunca mayoría por representar votos equívocos, y los votos en blanco pueden ser llenados a favor de algún candidato. Se cuidan de no hablar del voto viciado por que saben muy bien que va en contra de sus intereses. Pero ¿Qué harían frente a un contexto en el cual el voto viciado obtiene la mayoría?, no existe artículo que esté en contra del voto viciado, por ende es válido aún así no sea contemplado por la ley.


Por su parte la ley 26859, ley orgánica de elecciones, en el capítulo 2, artículo 365 dice: El Jurado nacional de elecciones declara la nulidad de las elecciones en los siguientes casos:


1. Cuando los votos nulos o en blanco, sumados o separadamente, superan los 2/3 (dos tercios) del número de votos válidos


2. Si se anulan los procesos electorales de una o más circunscripciones que en conjunto representen el tercio de la votación nacional válida


Nuevamente vemos cómo se intenta ocultar en la ley –hecha por las minorías dominantes- la posibilidad del voto viciado, considerando únicamente los votos nulos o blancos, estos últimos fácilmente adulterables en beneficio de algún candidato. Así, mediante la ley, pretenden ocultar la única posibilidad democrática que tenemos para transformar todo desde sus bases fundamentales. Pueden ocultar la posibilidad más no desaparecerla. Por eso nuestra campaña no es a favor del voto nulo o en blanco, sino del voto viciado, sólo así no quedará duda de nuestra disconformidad con estas reglas de juego que jamás elegimos.


Nos alejamos de cualquier intento por personalizar este debate, hemos decidido no caer en el juego de las diatribas, no atacamos a candidatos ni a propuestas, ni mucho menos a personas. Evitamos adjetivar las posiciones respetables de quienes se manifiestan contrarios a nuestra campaña. Asumimos ahora, con mayor empeño, el trabajo de difundir la propuesta del voto viciado tal como lo planteamos al inicio de esta campaña. Queremos un país nuevo y pensamos que sólo así podremos lograrlo de verdad.



CAMPAÑA PERÚ, VOTO VICIADO – VOTO DIGNO






domingo, abril 10, 2011

NO AL PARLAMENTO ANDINO. PERÚ, VOTO VICIADO - VOTO DIGNO

Si esto es así hay que apoyar esta campaña

!!!!!!!!!!La verdad del parlamento andino!!!!!!!!!

Hola amigos, lo siguiente es una cruzada por el Perú, no es que estemos en contra de la integración andina o del Parlamento Andino, lo que estamos buscando es un NO rotundo al robo sistemático de algunos fulanos que, bajo el pretexto de representarnos, quieren seguir viviendo del bolsillo de los sufridos peruanos.

La ley que aprueba la elección de congresistas al Parlamento Andino ha sido dada entre gallos y medianoche con el fin de poner a 7 personas (5 titulares y 2 suplentes) para que ganen las mismas prebendas de los congresistas de la republica durante los 12 meses del año, incluidas bonificaciones y gratificaciones, sin que hagan nada, lo único que tienen que hacer es asistir dos veces al año a las sesiones del Parlamento Andino (con todo pagado), y luego descansar para recibir su dinerito sin mayor esfuerzo en sus lujosas mansiones.

Esta ley de la burla y el azote a la pobreza se aprobó por unanimidad en el congreso y se envió al ejecutivo para su promulgación, pero como Toledo no quiso pelearse con ellos ni ensuciarse las manos, dejo pasar el tiempo y no la promulgo, el Legislativo la recogio y, conforme lo establece la constitucion vigente tan cuestionada por este mismo congreso (pero que para estos casos si vale), fue promulgada por el presidente del legislativo, nada menos que Don Antero Flores Araoz... sinvergüenza!!!!

Por eso la preocupación de "votar por la integración andina", cuando los que deben seguir yendo a este Parlamento Andino son los miembros de la Comisión de Relaciones Exteriores del mismo Congreso, pagando solo su comisión... si no votamos por ellos no hay problema

Lo que te pedimos es divulgar esta cruzada, si logramos que el 40% de los peruanos VICIE SU VOTO en el Parlamento Andino, NO HABRA SINVERGUENZASDEL PARLAMENTO ANDINO POR PARTE DEL PERU, eso no quiere decir que no tengamos representantes porque nos deberán representar los mismos congresistas de la republica que ya ganan su billeton...
Recuerda, ellos se quieren repartir la torta cuando hay peruanos que no tienen ni para el pan, no votes en blanco VICIA TU VOTO EN EL PARLAMENTO ANDINO POR UN PERU HONESTO Y DIGNO

Edwin H. Palacios Hilario M.V.

Prolong. Los Ajenjos 195 Urb. Salamanca Lima 03
Teléf. + 51.1.434 1747 Móvil + 51.1.966 55843 e-mail: edwpalacios@terra.com.pe

viernes, abril 01, 2011

QUÉ ES UN VOTO VICIADO


A diferencia del voto blanco o nulo, el voto viciado implica una gran responsabilidad, puesto que representa la opción por transformar en su totalidad la organización política de un país. Viciar un voto significa marcar toda la cédula, invalidarla por completo, garabatearla o destruirla. Es renunciar a la impuesta obligación de elegir algún candidato y optar, libre y voluntariamente, no sólo por la renuncia a dicha obligación, sino por una reorganización profunda de las bases sobre las cuales se erige la democracia.

Votar viciado significa decir ¡BASTA YA!, es la forma más efectiva de manifestar nuestra indignación, el descontento, la rabia que produce ver cambiar los gobernantes (y todo su séquito) sin que nada cambie para nosotros.

Votar viciado significa también asumir la responsabilidad de pensar una estructura de organización diferente, nueva, equitativa, que de verdad satisfaga las necesidades de esa postergada mayoría, a la cual esta democracia sólo recurre cada cinco años para que elija al grupo de personas encargadas de saquear los fondos públicos, negociar los puestos al interior del aparato estatal y reprimir las justas demandas de quienes los eligieron. El voto viciado es la única opción legal, capaz de poner fin a todo esto, es una opción que está en nuestras manos.

Para viciar nuestro voto sólo tenemos que tachar la cédula, escribir en ella alguna frase alusiva a nuestra disconformidad, y así, nuestro voto (por que el voto viciado es también un voto, para nadie) no favorecerá a ninguno de los candidatos y, por el contrario, manifestará nuestro rechazo a todo este circo que cada cinco años se monta con motivo de las elecciones.

Recordemos que el voto viciado es una opción por no elegir, que también es una opción válida. No estamos desperdiciando nuestro voto si votamos viciado, como pretenden hacernos creer algunas personas que tildan esta opción como irresponsable o infantil. Lo verdaderamente irresponsable para nosotros, es más bien continuar avalando con nuestro voto esta farsa electoral que por tanto tiempo ha venido haciéndonos tragar el cuento del compromiso con el país que tienen los candidatos, compromiso del que sólo sabemos por las altisonantes frases de estos señores durante sus campañas, pero que no se refleja en su actuación cuando son elegidos.

Si apoyamos el voto viciado es por que estamos seguros que hace falta una real transformación en el país, y que esta transformación, para que sea verdadera, tiene que partir del rechazo de los ciudadanos a las actuales formas de organización impuestas desde 1821. Apoyamos el voto viciado por que queremos un país diferente de verdad. Por que queremos participar en la construcción de un nuevo país cuyos paradigmas no se enmarquen en anquilosadas frases de candidatos que han sido siempre el canto de sirena para oídos desprevenidos.

¡10 DÍAS POR LA DIGNIDAD!

CAMPAÑA PERÚ, VOTO VICIADO – VOTO DIGNO

POR QUÉ VOTAR VICIADO

El hartazgo que nos produce la práctica de la política tal como se muestra en nuestro país, nos lleva a asumir un rol protagónico en el cambio de las estructuras que fundamentan esa práctica. El voto viciado es, desde nuestro punto de vista, la única opción que tenemos para forzar un cambio real en la forma de hacer política en el Perú.

Ha quedado demostrado lo difícil que resulta combatir al poder. Por eso consideramos que la mejor forma de combatirlo es acabando con él a través de la no elección. Esa es una estrategia legal, precisamente el voto viciado sirve para eso. Durante años nos conminan a elegir un presidente, considerando este acto como nuestro “deber”. Reafirmamos nuestra desobediencia a esta obligación impuesta. También podemos no elegir, y ese acto es tan válido como elegir. No elegir es ya una elección.

¿Por qué después de tantos periodos presidenciales en que hemos sido testigos de la mentira y la corrupción en el aparato estatal, pretenden que sigamos participando de las elecciones?, claro, no podemos evadir la responsabilidad del voto por que es una de esas obligaciones impuestas, si no votas te multan, te crean muchos problemas para hacer trámites, sí, es cierto que por ese lado nos tienen agarrados a todos. Pero, ¿Qué sucedería si decidimos no elegir a ninguno de los candidatos?

El panorama que plantea el voto viciado es la destrucción de las reglas de juego. Derribar las viejas prácticas políticas –las mismas que se repiten desde hace mucho- y enfrentarnos a la necesidad de crear nuevas formas, un nuevo escenario para desde ahí construir una manera diferente, sana, de ejercicio político. No elegir es la posibilidad que permitiría poner fin, de una vez por todas, a tanta farsa de candidatos sonrientes, que en el fondo ven la posibilidad de salir elegidos, de la misma forma como un caco se acerca a un jugoso botín. Eso ha quedado demostrado, eso es algo que no se puede negar.

El poder de transformar realmente las cosas está en los electores. Es necesario convertirnos en NO electores, como única posibilidad de cambio real en el país. El voto viciado es un NO rotundo al sistema de gobierno impuesto desde la independencia y que, como bien sabemos, sólo ha generado beneficios para un reducido sector de la población.

Siempre decimos que la política es sucia, que los candidatos mienten, que el país necesita de una verdadera transformación. Nosotros también creemos en eso, por eso llamamos al voto viciado, por que sólo así, haciendo uso de esta posibilidad abierta en el juego democrático impuesto, tendremos la oportunidad de re pensar un país de una manera justa y diferente. Esta posibilidad se encuentra ahora en nuestras manos.

10 DÍAS POR LA DIGNIDAD

CAMPAÑA PERÚ, VOTO VICIADO – VOTO DIGNO

DAVID GALLIQUIO ENVIA COMIC EN FAVOR DE LA CAMPAÑA PERÚ, VOTO VICIADO - VOTO DIGNO



DISCURSO DE JOSEFINA MATTA DURANTE LA CEREMONIA DE INAUGURACIÓN DE LA CAMPAÑA PERÚ: VOTO VICIADO – VOTO DIGNO

Compañeras/os: Quienes estamos aquí reunidas/os compartimos la necesidad e tener una mirada diferente del ejercicio de la política en el Perú. Es por eso que decidimos emprender esta campaña a favor del voto viciado, por considerarla una opción real para transformar las bases sobre las cuales se erige este sistema político que en más de 135 años de existencia, ha demostrado a todas luces beneficiar únicamente a las minorías de poder, excluyendo a las grandes mayorías empobrecidas, propiciando la corrupción y expoliación como forma de gobierno. Para nosotras/os, el voto viciado abre la posibilidad de pensar un país verdaderamente diferente con una nueva estructura de organización que beneficie por vez primera a las grandes mayorías. El voto viciado es una actitud de rechazo e implica unA actitud de responsabilidad frente a los destinos del país. Defendemos el voto viciado como una posibilidad legítima para acabar con los pilares sobre los cuales se funda este sistema con el que discordamos. Ya han sido asignados los grupos de acción de cada uno de ustedes, no me queda duda alguna de la capacidad que han de demostrar en el trabajo, por el compromiso que tienen con las ideas que defendemos en nuestra campaña. Desde este momento, hasta el próximo 10 de abril, hemos de mantenernos atentos a nuestro trabajo, constantes y comprometidos, por que sabemos la importancia de nuestra tarea. Estamos seguros que del debate de nuestras ideas, saldremos fortalecidos y dispuestos a continuar con mayor ahínco nuestro trabajo en los diferentes ámbitos de acción en que nos encontremos en el futuro. Es para mi un honor, que precisamente ahora en que me encuentro trabajando al frente del colectivo, hayamos tomado la decisión de iniciar esta campaña, deben saber que esta responsabilidad la asumo como un compromiso con nuestro país. Ha llegado el momento de actuar y estamos decididos a hacerlo, la campaña que hoy emprendemos requiere lo mejor de nosotras/os, y estoy segura que precisamente es eso lo que vamos a dar. ¡10 DÍAS POR LA DIGNIDAD! CAMPAÑA PERÚ: VOTO VICIADO – VOTO DIGNO

COMUNICADO: INICIO DE LA CAMPAÑA PERÚ: VOTO VICIADO – VOTO DIGNO

Bajo el lema “10 Días por la dignidad”, quienes integramos el colectivo Voz Urgente, en colaboración con compañeras/os comprometidos con esta causa, iniciamos la campaña PERÚ: VOTO VICIADO – VOTO DIGNO, a través de la cual pretendemos poner la opción del voto viciado en la agenda de debate pre electoral en nuestro país, a 10 días de realizarse los comicios. Esta campaña pretende desestigmatizar la opción del voto viciado, reflexionar sobre ella como una posibilidad para re pensar el ejercicio de la política en el Perú, presentarla como una opción válida y real en las próximas elecciones presidenciales, y a la vez convocar a otras compañeras y compañeros para compartir este debate, y a quienes estén a favor, las/os instamos a colaborar con la campaña en cualquier ciudad del Perú o el mundo. Para quienes estamos detrás de esta campaña, el voto viciado es una manifestación de rechazo a la forma cómo se ha venido llevando a cabo el ejercicio de la política en nuestro país, plagada de prebendas , transfuguismos, corrupción y aprovechamiento del ejercicio de la función pública para beneficios personales o de grupos económicos de poder. Manifestamos nuestro desprecio por la clase política nacional y las formas de organización de esta en el proceso electoral. Convocamos a la ciudadanía a debatir la opción del voto viciado y pensarla como una posibilidad válida y legal en estas elecciones. Desde hoy, hasta el día de las elecciones, todas las publicaciones que hagamos como colectivo, estarán relacionadas con este tema. A través de artículos y demás actividades, defenderemos el voto viciado como alternativa a la manipulación que generan los discursos políticos, pero sobre todo, ante una percepción que hay alrededor de esta opción, como de algo inaceptable, percepción creada por el mismo sistema desde la educación hasta nuestras propias formas de relacionamiento social. Invitamos a todas/os quienes concuerden con nuestra propuesta, a sumarse a la campaña, y a quienes no, también los invitamos a sumarse al debate que proponemos, seguros de que sólo en la confrontación de ideas antagónicas, se fortalece nuestro pensamiento. ¡10 DÍAS POR LA DIGNIDAD! CAMPAÑA PERÚ: VOTO VICIADO – VOTO DIGNO